29 enero, 2013

Donut


¿Quieres tener un día redondo? Pues como decía el anuncio de Donuts, te sugiero esta buena opción:






Si el que te comas un Donuts hará que veas el mundo con una actitud más optimista, pues bienvenidos sean... Lo importante es que lo quemes después!!

Si te pirras por los donuts, mejor que los hagas tu mismo!! Más naturales y más sabrosos!!

Si no te van tanto y los prefieres comer de tanto en tanto, aprovéchate del Carnaval que ya está a la vuelta de la esquina, y prepara unos deliciosos buñuelos, tan propios de estas fechas.

Aquí tienes la receta! La masa de los Donuts y los buñuelos son la misma y ésta se puede hacer con una masa madre preparada previamente un día antes o bien directamente, para hacerla y consumirla el mismo día. Manos a la obra!!!


MASA DONUTS INDIRECTA

Masa madre:

- 275 gr de harina de fuerza
   La harina de fuerza es la que se utiliza para hacer pan y masa con levadura fresca. La podéis encontrar en la mayoría de supermercados.
- 5 gr de levadura fresca
- 175 gr de agua a 20ºC

1º- Diluimos la levadura en el agua. Si no tenéis termómetro, sólo deciros que no es agua templada, pero tampoco fría. 
2º- Añadimos la harina de fuerza y trabajamos la masa durante unos 10 minutos.
3º- Dejamos reposar en nevera dentro de un bol untado en aceite y tapamos con un film.
4º- Dejamos la masa madre reposar hasta el día siguiente.

Masa donuts:

- 250 gr de harina de fuerza
- 11 gr de flor de sal (o escamas)
- 65 gr de azúcar
- 5 yemas
- 60 gr de levadura
- 20 gr de leche (aprox)
- 65 gr de mantequilla fría (córtala a daditos y conservala en la nevara hasta su uso)
- Opcinal: ralladura de naranja y/o nuez moscada

1º- Sacaremos el prefermento de la nevera para que esté a temperatura ambiente. 
2º- En un bol ponemos la harina de fuerza, la sal y el azúcar y mezclamos.
3º- En en centro ponemos el prefermento.
4º- Diluimos la levadura en la mitad de la leche.
5º- Añadimos la levadura diluida, el resto de la leche y las yemas.
6º- Integramos bien todos los ingredientes. Verás que costará integrar los ingredientes dentro de la masa del prefermento, tendrás que romperla sin miedo para que se introduzcan los líquidos y toda la harina.
7º- Puede que necesites un poquito más de leche si ves que la masa está demasiado dura y no se integra bien. Échale de cucharadita en cucharadita, hasta conseguir trabajarla mejor.
8º- Amasamos bien durante mínimo 10 minutos. Debe quedar una masa elástica.

Ojo: Si te quedara una masa demasiado líquida o difícil de manejar, no te preocupes, la puedes recuperar!! No te rindas... Sólo debes secarla, ¿cómo? Debes coger la masa como si fuera una camiseta mojada, y ventilarla con energía, pero sin ponerte perdida de masa!! Es como si sacudieras la ropa antes de tenderla, pero sin demasiada fuerza claro... Espero que me haya explicado bien. Así unos 3-5 minutos...
Podéis alternar este movimiento de "aireado" con dejar la masa tranquila un rato. Si, así como te digo, haz una bola lo mejor que puedas y déjala tranquila... Las masas se recalientan al trabajarlas con  nuestras manos y en este proceso de "alquimia" (como yo le llamo), no es bueno. Si la dejamos reposar unos 5-10 minutos, todos los ingredientes de la masa trabajan solitos, y mejor que cuando la estamos amasando continuamente. Si no haz la prueba. Verás que al volver a trabajarla, la textura ha cambiado por arte de magia!! Te recomiendo que te laves las manos y te las seques bien, antes de ponerte a trabajar de nuevo la masa, así no se te pegará antes.

9º- Ahora sí, si ya tienes una perfecta masa lisa, plástica y elástica, introduciremos la mantequilla fría. 
10º- Aplanamos un poco la masa y ponemos la mantequilla en el centro.
11º- Envolvemos la mantequilla con la masa y la empezamos a integrar.
12º- Amasamos bien hasta integrar toda la mantequilla en la masa.

Ojo: Verás que al integrarse la mantequilla en la masa, parece que se vuelve un poco pegajosa. No te preocupes, al final se integrará bien. Si tienes algún problema, déjala "tranquila" un rato y luego vuelves a por ella! Tiene que quedar una masa lisa y elástica.

13º- Boleamos y dejamos fermentar durante 30 minutos. O bien sobre el mármol cubierta con un papel film, o bien en un bol (ligeramente engrasado) tapado con un paño húmedo o papel film dentro del horno apagado.
14º- Mientras tanto, preparamos una bandeja cubierta con papel film, al que le habremos untado un poco de aceite. Será para poner los donuts una vez cortados, y volverlos dejar a fermentar unos 10-15 minutos más en la bandeja.
15º- También podemos preparar la glasa para pintar nuestros donuts, una vez estén fritos.
     
        Glasa: Azúcar glas tamizado, al que le iremos añadiendo agua y removiéndolo con unas varillas manuales, hasta que tenga una consistencia cremosa. 

15º- Cogemos de nuevo la masa, la amasamos suavemente un minuto.
16º- Hacemos una bola con la masa y con un rodillo (o similar) estiramos la masa hasta un groso de 1,5-2 cm.
17º- Si tenemos un cortador de donuts, perfecto! si no, nos apañaremos con dos moldes circulares, uno más grande, para hacer el tamaño del donut, y otro más pequeño para hacer el agujero.
18º- A medida que vamos cortando, los vamos colocando en la bandeja para hacer la segunda fermentación.

Tip: Aprovecharemos la masa que queda de los agujeros de los donuts para probar si el aceite está listo para empezar a freir los donuts. Con el resto, podemos juntar un par, y hacer bolitas más grandes y hacer buñuelos!! Mmmmmm... Aquí no se tira nada!!!

19º- Dejamos fermentar en la bandeja, dentro del horno apagado, durante 10-15 minutillos...
20º- Mientras tanto, vamos calentando una sartén con aceite girasol, el suficiente para cubrir el donut hasta la mitad.  Al lado de la sartén, tendremos preparado una rejilla, para escurrir los donuts una vez los vamos sacando de la sartén.
21º- El aceite no debe estar fuerte, si no se nos quemarían por fuera y crudos por dentro, se deben freír poco a poco, pero que el aceite haga burbujitas nada más entre en contacto la masa con el aceite. Recuerda! Podemos probar con los agujeros de los donuts para ver el punto del aceite.
22º- Cuando estén por un lado, con una espumadera, le damos la vuelta para que se fría por los dos lados. En este punto, verás que se formará la característica línea del donut...
23º- Una vez están fritos, escurrimos en la rejilla y en caliente, pintamos con la glasa que preparamos antes.
24º- Espera a que se enfríen un poquito, antes de caer en la tentación de probarlos!! Porque ya huelen de escándalo, eh??



BUÑUELOS:

Se hacen igual, pero en lugar de pintarlos con glasa, se rebozan con azúcar grano. Ah! Y no llevan agujero. Lo que hace que los puedas rellenar de crema, inyectándole una manga pastelera!




Y si te viene un ataque de preparar unos deliciosos donuts y no preparaste el prefermento, aquí tienes el gramaje para hacerlo sin prefermento:


MASA DONUTS DIRECTA

- 500 gr de harina de fuerza
- 80 gr de azúcar
- 5 gr de sal
- 50 gr de levadura
- 250 ml de leche
- 40 gr de mantequilla fría
- 1 huevo
- Opcional: ralladura de naranja y/o nuez moscada.

Seguir los pasos anteriores, pero sin el prefermento...

Espero que os haya gustado!!! Probadlos, ya veréis que están... De vicio!!

Hasta la próxima!



2 comentarios :

  1. Y cuál es la diferencia en el sabor y demás sin el prefermento?

    ResponderEliminar
  2. Con el prefermento se desarrollan más los aromas típicos de las masas de la levadura, por tanto tiene más sabor. Además, hace que te dure más tiempo la masa una vez hecha. Pero de todos modos, la masa directa, está también irresistible!! Doy fe... Yo he hecho las dos, y a mí, particularmente me gusta más con prefermento, pero lo dicho, deliciosas las dos.
    Un beso!!!!

    ResponderEliminar